Intervención sobre el proyecto de ley – modificación articulo del código civil

Buenas tardes Honorables Senadores y todos los presentes.

Como Jucum Provida apoyamos este proyecto de Ley el cual  es un avance en materia de derechos humanos, porque actualiza  nuestro ordenamiento jurídico a  lo que expertos de la embriología han establecido, esto es que la vida inicia desde la concepción cuando un ovocito,  célula que da lugar al óvulo de una mujer es fecundado por un espermatozoide de un hombre.

Esta afirmación científica y objetiva reconoce la vida del niño que está en el vientre, al igual que las leyes internacionales, como por ejemplo la convención de los derechos del niño, convención que fue ratificada por Colombia mediante la Ley 12 de 1991, la cual establece en el párrafo noveno de su preámbulo que  “el niño, por su falta de madurez física y mental, necesita protección y cuidados especiales, incluso la debida protección legal, tanto antes como después del nacimiento”.

Este convenio que hace parte de nuestro bloque de constitucionalidad demanda de Colombia que se reconozca en su legislación, la protección legal del niño que está en el vientre, esto significa entonces , que se hace necesario reconocer que el bebe que está por nacer es titular de derechos fundamentales desde su concepción, de igual manera el artículo 44 de nuestra constitución consagra que los derechos fundamentales de los niños prevalecen sobre el derecho de los demás.

En ese sentido es responsabilidad Constitucional del Estado proteger los derechos fundamentales del niño que está en el vientre, y responsabilidad del Congreso expedir leyes, que protejan la dignidad humana de los Colombianos incluyendo los Colombianos que están por nacer.

El Derecho Colombiano está en deuda con estos niños, así como le dan categoría a ríos y animales como de sujetos de derechos, cuanto más tiene la obligación de darle esta categoría a los niños que están por nacer.

En un Estado Social de derecho prima la dignidad humana, la cual empieza desde la concepción, esta ley es coherente con la constitución, y es necesaria para la protección de los derechos fundamentales de los niños.

No darle trámite a este proyecto de ley significa retroceder en la protección de derechos humanos y nos deja un paso atrás ante la inteligencia y objetividad de proteger una vida la cual hace parte de nuestra raza humana. El no apoyar este proyecto de ley demuestra que al  Congreso de Colombia no le importa la objetividad de los argumentos, científicos, jurídicos, e incluso filosóficos, sino , el poder político de ideologías basadas en ideas subjetivas que ponen el peligro la vida misma de seres humanos, seres  que son iguales a ustedes y a mi.

El no aprobar este proyecto de Ley, después de escuchar argumentos científicos y jurídicos, demuestra que en Colombia ya no existe la democracia, ni la soberanía del pueblo, sino más bien la dictadura de las minorías sobre las mayorías.

Gracias.

Scroll al inicio